16 nov. 2010

Adivina de dónde ha salido

¿Cuándo se ejerce la autoridad de manera legítima?
La autoridad se ejerce de manera legítima cuando procura el bien común, y para conseguirlo utiliza medios moralmente lícitos. Por tanto, los regímenes políticos deben estar determinados por la libertad de decisión de los ciudadanos y respetar el principio del «Estado de derecho». Según tal principio, la soberanía es prerrogativa de la ley, no de la voluntad arbitraria de los hombres. Las leyes injustas y las medidas contrarias al orden moral no obligan en conciencia.

¿Qué es el bien común?
Por bien común se entiende el conjunto de condiciones de la vida social que hacen posible, a los grupos y a cada uno de sus miembros, el logro de la propia perfección.

¿Qué supone el bien común?
El bien común supone: el respeto y la promoción de los derechos fundamentales de la persona, el desarrollo de los bienes espirituales y temporales de la persona y la sociedad, y la paz y la seguridad de todos.

¿Dónde se realiza de manera más completa el bien común?
La realización más completa del bien común se verifica en aquellas comunidades políticas que defienden y promueven el bien de los ciudadanos y de las instituciones intermedias, sin olvidar el bien universal de la familia humana.

¿Cómo participa el hombre en la realización del bien común?
Todo hombre, según el lugar que ocupa y el papel que desempeña, participa en la realización del bien común, respetando las leyes justas y haciéndose cargo de los sectores en los que tiene responsabilidad personal, como son el cuidado de la propia familia y el compromiso en el propio trabajo. Por otra parte, los ciudadanos deben tomar parte activa en la vida pública, en la medida en que les sea posible.

¿Cómo asegura la sociedad la justicia social?
La sociedad asegura la justicia social cuando respeta la dignidad y los derechos de la persona, finalidad propia de la misma sociedad. Ésta, además, procura alcanzar la justicia social, vinculada al bien común y al ejercicio de la autoridad, cuando garantiza las condiciones que permiten a las asociaciones y a los individuos conseguir aquello que les corresponde por derecho.


Esta cita (o citas) no está sacada de un libro sobre leyes, al menos no de lo que normalmente entendemos por libros sobre leyes, aunque en cierto modo así sea.

4 comentarios:

No a todo dijo...

Aunque sólo sea por la estructura de pregunta-respuesta, es fácil.

Interruptor dijo...

Si ya sé que es fácil. Además sé que la mayoría de los lectores habituales de este blog, si no todos, conocen ese texto.

Pero lo traigo, simplemente, para recordar que en él se dicen cosas como estas que, al contrario de lo que acusan los que no tienen ni idea, son de lo más democráticas, justas, equitativas y sensatas.

Seneka dijo...

El catecismo es un texto imperdible para buscar luz sobre cualquier aspecto de la vida humana que nos preocupe. Es un tesoro, un regalazo.

Interruptor dijo...

Pero no es exactamente el catecismo, sino el compendio. De hecho, he eliminado las referencias a los puntos del catecismo.