22 jul. 2008

Un nuevo blog en defensa de la vida.

Nuestra amiga Hilda, de La cámara de las meditaciones, ha abierto un nuevo blog que promete ser interesante. Se trata de A la defensa de la vida y de la salud, un blog que pondrá su granito de arena en esta lucha que algunos pretendemos mantener en contra de lo que Juan Pablo II denominó "cultura de la muerte" en contraposición a la "cultura de la vida".

Desde aquí os animo a poyar a Hilda en esta nueva tarea que se ha impuesto y a la vez le deseo el mayor de los éxitos a este nuevo blog.

10 comentarios:

Andrés Álvarez dijo...

Si una mujer aborta de manera voluntaria por poner a salvo su salud y su vida, existente y ponderable, ¿Estamos ante un caso de cultura de la vida, de la muerte o de ambas cosas?

¿O es que supuestamente hay que seguir aquella recomendación de "poner la otra mejilla"?

Un gran saludo.

Interruptor dijo...

Si conoces algo de la situación actual de la medicina, los casos en que la salud de la madre puede peligrar y ser salvada matando a su hijo son menos de una entre un millón. Algunos médicos sostienen que ni siquiera existen tales casos con la medicina moderna.

De cualquier manera, aún suponiendo que uno de esos casos se produjese, nunca se puede saber con el cien por ciento de seguridad que la vida de la madre se va a extinguir si tiene a su hijo, luego la obligación moral, según lo entiendo yo, es salvar al hijo e intentar salvar a la madre, ya que no puedo matar a un niño por si acaso…

Pero es más, incluso suponiendo que se pudiese saber con absoluta seguridad que la madre perderá la vida, no es lo mismo matar que dejar morir, aunque en ocasiones pueda ser muy parecido.

Yo te hago una pregunta: dos personas se están ahogando en una corriente peligrosa, una es un niño pequeño y la otra es una mujer de 32 años, ¿a quién vas a salvar, si sabes que el otro no aguantará y se ahogará definitivamente? La situación es equivalente a la suposición de que la madre va a morir si el hijo vive.

A lo de la salud de la madre ni me molesto en contestar, la salud de una madre nunca jamás puede estar por encima de la vida de un niño.

Hilda dijo...

Interruptor que puedo decir, hasta taquicardia me dio de ver el anuncio, mil gracias, no sabes que honor. Eso intentamos oponernos tenazmente a esa cultura de la muerte que pretende extinguirnos.

Con respecto a la pregunta que hacen y tu respuesta, aplaudo la tuya, con la que estoy totalmente de acuerdo.
Obviamente tendríamos que analizar la situación en cuanto a que recursos médicos se tiene el alcanze, el tipo de enfermedad, etc. Pero aún así, desde lo que sé como médico general, son muy, muy raros los casos en que la vida de la madre corra tal peligro como consecuencia de un embarazo como para provocar un aborto. En todo el tiempo que estuve en hospitales no vi ninguno. En cambio si vi partos prematuros provocados por enfermedades que ponían en peligro la vida de ambos como la eclamsia. Y ahí el niño tenía todas las posibilidades de sobrevivir en incubadora.
Y de todas formas como dices, nunca se puede asegurar que acabando con el hijo la madre se salvara. Ni siquiera puedes asegurar que la vida de alguien se salve curándola de tal o cual enfermedad, mucho menos con otra vida dentro.

Saludos y mil gracias otra vez. Hilda

LUIS AMÉZAGA dijo...

Me lo apunto mientras no nos apliquen la solución definitiva por nuestro bien.

Andrés Álvarez dijo...

Es que el aborto es un supuesto excepcional de estado de necesidad. No estoy a favor del aborto libre, ni tampoco tal y como se dispone en la LO 9/1985 sobre despenalización del Aborto. Estoy a favor de que una madre pueda decidir voluntariamente si abortar o no en supuestos puntuales fijados legalmente, que para mí vendrían a ser tres: peligro de muerte o riesgo para la salud, eugenesia por causa de un feto con taras o enfermedades graves o por inviabilidad y embarazo fruto de una agresión sexual.

Si la madre, consciente de su situación y la del feto y en posesión de su raciocinio, desea abortar por propia voluntad creo que es del todo justo que se le permita hacerlo. Aquí entramos en la ponderación de Derecho, de los derechos de una persona existente y de otra persona concebida y no nacida; es decir, de existencia potencial supeditada al nacimiento.

En respuesta a tu pregunta; no es lo mismo. Hablamos ahí de una situación de estado de necesidad en la que hay dos derechos en ponderación, pero dos derechos de personas existentes, hablando de forma mal sonante pero clara, personas con una existencia consumada. Aquí ya no entran cuestiones legales fuera del deber de auxilio, por que es una mera cuestión moral y ética. Pero si quieres saber lo que haría; salvaría a los dos, y de no poder, al que la Providencia le regalase una oportunidad de vivir.

En el aborto, como en la eutanasia y otras cuestiones éticas de corte privado, sean bilaterales o unilaterales, no cabe el Derecho más que para informar, regular dichas situaciones y acotar y poner límites a las mismas. Lo que cada uno piense en cuestiones moralistas es muy respetable y debe protegerse y establecerse en cuanto voluntad individual en la Ley. Que uno ponga la otra mejilla o por la contra no lo prefiera así, es una recomendación que en términos jurídicos nos importa bien poco...Si queremos meter una moral y una ética determinada en la Ley estamos negando los principios liberales de la libertad de conciencia y de pensamient odel individuo. Y eso es algo de lo que por cierto muchos católicos se quejan en relación a la política de Zapatero.

Aquí resumo mus últimas impresiones sobre aborto y demás "Cultura de la Muerte":

http://simplementeyomismo.blogspot.com/2008/07/laicidad-aborto-y-eutanasia.html

Hilda dijo...

Hola Interruptor, perdón que me meta pero me gustaría opinar.

No soy abogada, no sé de derecho. Y estoy en contra de que se coarte la libertad de elección. Pero en el caso del aborto no creo en la opción de legalizarlo y permitirlo por la siguiente razón.

En la constitución de mi país, uno de los primeros derechos es el derecho a la vida. Legalizar el aborto contradeciría ese primer derecho.

¿necesidad de eliminar una vida por peligro de muerte?

Ya lo mencionaste Interruptor (sería genial que opinara un obstetra) que en realidad son sumamente raras las veces que la madre corre peligro de muerte directamente por el embarazo como para necesitar matar al feto antes de que esta sea viable.

¿A favor de taras o enfermedades graves?
O sea ¿una persona con enfermedad genética no es un ser humano y no es útil a la sociedad? Abraham Lincon tenía Síndrome de Marfan y fue uno de los grandes estadistas y defensor de la libertad y dignidad humana.
Y no todas las enfermedades genéticas son tan frecuentes.

¿Por fruto de una agresión sexual?

Contesto con las palabras de Pam Stenzel "mi vida no vale menos que la de ustedes debido a la forma en que fui concebida y no merecía la pena de muerte por el crimen que cometió mi padre"

En los tres casos no creo que la cuestión sea moral, sino el derecho inalienable de toda persona a la vida, sin importar las condiciones o la forma en que haya sido gestada.

No digo que la gente no pueda abortar si lo hace realmente por propia voluntad, pero de ahí a que pueda hacerlo porque es legal.

Saludos. Hilda

Moni dijo...

Felicidades por su actualizado tema, pero creo que se esta polarizando hasta caer en el juego que justamente quieren los que promueven el aborto, arrinconarnos hasta no dejarnos otra opción que ceder al aborto. Hilda tiene toda, si los abortos fueron legalizados por motivos de salud de la madre, tendrán que penalizarlos de nuevo y si es por enfermedad del bebe, nadie puede tomarse la atribución de decir quien tiene derecho a vivir y quien no. De hecho conozco muchos matrimonios que esperan poder adoptar un hijo sin importar que tenga algún defecto o problema de salud. Algo que no podemos olvidar es que el aborto legal o clandestino TERMINA CON LA VIDA DE UN SER HUMANO, ¿entonces cual es la diferencia? un saludo

Interruptor dijo...

Andrés, partes de algo que, a mi modo de ver no es correcto. Partes de que la existencia del nonato no está “consumada”. Desde el momento en que tiene un código genético propio y que tiene vida, ya ha consumado su existencia. El hecho de que dependa de otro ser para vivir, en este caso la madre, es superfluo, es comparable a una persona impedida o a un anciano que dependen de otros para vivir.

Yo he tenido muchas discusiones sobre este tema con médicos y al final todo se reduce a ética, se reduce a quien considera ético matar a una persona que aún no ha salido del vientre de su madre y quien no lo considera ético.

El que se pueda matar a un ser vivo antes de que salga del vientre de su madre es lo mismo que decir que sí se puede matar a alguien cuando está dentro de su habitación pero no se le puede matar fuera de ella. Me parece un absurdo.

Marta Salazar dijo...

es bueno el nuevo blog de Hilda, no?

y lo mejor es que ella -como toda maxixana- es tan sencilla e inteligente, explica -como buena médico- cosas complicadísimas, con una sencillez impresionante,

gracias x dar a conocer su blog!

Marta Salazar dijo...

"madre corre peligro de muerte directamente por el embarazo como para necesitar matar al feto antes de que esta sea viable",

esto ocurría en el s. 19, pero no hoy, la medicina moderna ya lo ha superado. Es que parece que algunos se han quedado en el pasado con sus argumentos.

"¿una persona con enfermedad genética no es un ser humano y no es útil a la sociedad?",

una de mis mejores amigas tiene espina bífida y... monta a caballo, nada y esquía;

la otra nació con un solo rinón y una serie de enfermedades bien terribles y...

también nada, esquía, no cabalga; pero sí tiene es casada y tiene una hija,

ambas estudiaron en la Uni. y tienen profesiones...

todavía se discrimina en Espana a los que tienen problemas corporales (no les quiero llamar lisiados ni menos el otro nombre en castellano?

la probabilidades de que alguien se quede embarazada después de una violación son mínimas! estadísticamente menos del 0,01%

eso lo pasan en la primera clase de educación sexual en el colegio!

saludos!